15 de diciembre de 2019

Joan Fontaine in memoriam



Tal día como hoy, en 2013, fallecía una de las grandes actrices de la época dorada de Hollywood, la inigualable Joan Fontaine (1917-2013).

Hermana de la también actriz Olivia de Havilland, la inolvidable Melania de Lo que el viento se llevó, Fontaine intervino en un significativo número de títulos inmortales del Séptimo Arte. Entre ellos destaca, cómo no, Rebeca, film dirigido por Alfred Hitchcock en 1940.

En memoria de la actriz, hoy rescatamos la reseña que hiciéramos de este film clásico, uno de los mejores del gran maestro del suspense.


https://issuu.com/unmundocultural/docs/rebecca

¡Feliz domingo! 


14 de diciembre de 2019

Novia manchú (1871-1872)

Fuente: Wikipedia

Comenzamos el fin de semana con al fotógrafo y geógrafo británico John Thomson (1837-1921).

Convertido por obra y gracia de la reina Victoria en fotógrafo de la casa real británica, Thomson fue uno de los primeros fotógrafos occidentales que se desplazó al continente asiático para captar con su cámara la vida y costumbres de sus gentes.

Entre su trabajo destaca Novia manchú, obra realizada entre 1871 y 1872, año este último en el que regresaría a su país de forma permanente.

¡Feliz sábado! 




13 de diciembre de 2019

La favorita de la abuela (1893)

Fuente: Wikipedia

Representante de la Escuela de Munich, a pesar de su origen griego, el pintor griego Georgios Jakobides (1853-1932) residió durante casi dos décadas en Alemania. Posteriormente, de regreso a su país de origen, se convertiría en el primer conservador de la Galería Nacional de Grecia.

La favorita de la abuela, obra realizada en 1893, es uno de los muchos trabajos que Jakobides dedicó a la infancia. En la actualidad, como gran parte de su trabajo, se halla en manos de un coleccionista privado.

¡Feliz viernes! 


12 de diciembre de 2019

Retrato de una mujer (circa 1860)


Fuente: Wikipedia

Hoy recordamos a Olimpio Alejandro Aguado (1827-1894), más conocido como el Conde Olympe.

Enamorado desde niño del mundo de la imagen, el Conde Olympe llegó a convertirse en uno de los fundadores de la Société française de photographie y hoy es considerado como un pionero en la técnica de la ampliación fotográfica.

Retrato de una mujer, fotografía realizada alrededor de 1860, es un buen ejemplo de su savoir faire como fotógrafo.

¡Feliz jueves! 




11 de diciembre de 2019

No me olvides

Fuente: Wikipedia

Iniciamos el día con el pintor e ilustrador británico Arthur Hughes (1832-1915).

Artista prolífico, Hughes fue miembro de la Hermandad Prerrafaelita, una asociación formada por pintores, poetas y críticos que, a pesar de su corta vida, tuvo una enorme influencia en la pintura inglesa.

No me olvides, sin fecha de realización conocida, es uno de los más logrados trabajos del pintor británico. La bellísima obra no se puede ver, sin embargo, en museo alguno, pues forma parte de una colección privada.

¡Feliz miércoles! 


10 de diciembre de 2019

Japonés implorando a una deidad


Fuente: Wikipedia

Hoy recordamos al pintor y escultor francés  (1824-1904).

Autor prolífico, con un importante legado repartido en algunos de los más famosos museos del mundo, Gérôme es hoy considerado como uno de los pintores más relevantes del academicismo más tradicional, amén de una importante influencia, gracias a su labor docente, para numerosos artistas.

Japonés implorando a una deidad, sin fecha de realización conocida, se adscribe a un género, el orientalismo, muy abrazado por algunos pintores del siglo XIX. Desgraciadamente, esta preciosa obra se halla hoy en poder de un coleccionista privado.

¡Feliz martes! 


9 de diciembre de 2019

La fundición de hierro (1875)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos la semana con el pintor alemán Adolph von Menzel (1815-1905). 

Adscrito a la corriente del realismo pictórico, Menzel es considerado actualmente como uno de los más importantes pintores germanos del siglo XIX.

Menzel, además, conoció el éxito en vida –lo que le valió ascender en el escalafón social y acceder a la nobleza– y fue admirado por pintores de la talla de Edgar Degas.

La fundición de hierro (1875) es uno de sus más recordados trabajos y hoy puede contemplarse en la Alte Nationalgalerie.

¡Feliz lunes! 




8 de diciembre de 2019

Retrato de la madre de la artista (1913)

Fuente: Wikipedia

Finalizamos la semana con la pintora danesa Anna Ancher (1859-1935).

Adelantada a su tiempo –en el que se imponía que las mujeres no tuvieran más ocupación que las tareas domésticas– Ancher se formó en París y, a pesar de casarse –lo que en su época implicaba retirarse a la llamada vida doméstica–, continuó su labor como pintora, llegando a formar parte de la colonia de artistas conocida como los Pintores de Skagen.

Retrato de la madre de la artista (1913) es un ejemplo de su maestría con los pinceles y hoy puede verse en el Skagens Museum.

¡Feliz domingo! 




7 de diciembre de 2019

El Amor vencido por la Castidad

Fuente: Wikipedia

Iniciamos el fin de semana con un pintor al que ya hemos dedicado nuestro post del día en más de una ocasión, François Gérard (1779-1837).

Adscrito al estilo neoclásico, Gérard fue uno de los pintores más prolíficos y conocidos de su tiempo, llegando a convertirse en el pintor oficial de Luís XVIII.

El Amor vencido por la Castidad, inspirada en la mitología clásica, es un buen ejemplo de su talento; en la actualidad puede contemplarse en el Museo Nacional de Bellas Artes de La Habana.

¡Feliz sábado! 




6 de diciembre de 2019

Pose rítmica (1930)


Iniciamos el día con la fotógrafa austríaca Dora Kallmus (1881-1963), más conocida como Madame d’Ora.

Proveniente de una familia de abogados, Kallmus destacó muy pronto en su profesión y con sólo 26 años abriría su primer estudio en Viena. Casi dos décadas después marcharía a París, donde, al igual que ya hiciera en su país natal, lograría una gran fama por sus fotografías de moda y de personajes varios de la alta sociedad.

Entre sus muchas obras, destaca su original Pose rítmica (1930), realizada durante su etapa parisina.

¡Feliz viernes! 




5 de diciembre de 2019

Gotas irisadas de lluvia (1950)


Hoy recordamos al fotógrafo alemán Peter Keetman (1913-2005).

Artista precoz, Keetman fundó, junto a otros fotógrafos de reconocido legado, la famosa asociación Fotolorm, en cuyo seno se gestaría la corriente artística de la fotografía subjetiva.

Gotas irisadas de agua (1950) es la obra más conocida de Keetman y la imagen más utilizada para cualquier retrospectiva dedicada a su autor.

¡Feliz jueves!


4 de diciembre de 2019

Desnudo (1954)


Iniciamos el día con el fotógrafo alemán Otto Steinert (1915-1978).

Si bien médico de profesión, Steinert dedicó la mayor parte de su vida a la fotografía, tanto como creador como profesor.

Hoy es recordado, además, por ser el propulsor de la fotografía subjetiva, una corriente artística que, en defensa de la fotografía como arte, se contrapuso a otras corrientes, como el fotoperiodismo o la fotografía academicista. Su Desnudo (1954) es un ejemplo de ese principio y, en más de una ocasión, ha sido portada de las retrospectivas dedicadas a su autor.

¡Feliz miércoles! 




3 de diciembre de 2019

El ojo de París


Hoy recordamos al fotógrafo Gyula Halász (1899-1984), más conocido como Brassaï.

Si bien de nacionalidad húngara, Brassaï pasó toda su vida en París, a excepción de una breve estancia en Berlín, donde ejercería como periodista.

Enamorado de la llamada Ciudad de la Luz, Brassaï la inmortalizó en un sinfín de imágenes, especialmente de noche, lo que lo llevó a ser apodado como El ojo de París. La obra hoy escogida, sin título y fechada en 1932, es uno de sus muchos interesantes trabajos ambientados en la capital francesa.

¡Feliz martes! 


2 de diciembre de 2019

Magnolias gigantes sobre un paño de terciopelo azul (1890)

Fuente: Wikipedia


Iniciamos día y semana con el pintor estadounidense Martin Johnson Heade (1819-1904).

Artista virtuoso y representante del luminismo americano –un estilo pictórico en el que el efecto de la luz tenía una especial importancia en la pintura paisajística–, Heade dejó para la posteridad un importante legado de retratos y paisajes.

Entre su obra destaca su Magnolias gigantes sobre un paño de terciopelo azul (1890), hoy en poder de la National Gallery of Art en Washington.


¡Feliz lunes! 


1 de diciembre de 2019

Dalí visto por Halsman



Despedimos la semana y damos la bienvenida al último mes del año de la mano de dos genios del mundo del arte, Philippe Halsman, el fotógrafo que más ha hecho saltar a sus modelos, y Salvador Dalí, el gran maestro del surrealismo. 

Dalí atómico fue tomada en 1948.

¡Feliz domingo! 


30 de noviembre de 2019

El Templo de Hércules en Cori cerca de Velletri (1783)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el fin de semana con el pintor Philipp Hackert (1737 - 1807).

Especializado en pintura paisajística, Hackert inscribió su obra en la corriente del neoclasicismo.

Entre sus trabajos destaca El Templo de Hércules en Cori cerca de Velletri (1783), hoy en posesión de Getty Center en California.

¡Feliz sábado! 




29 de noviembre de 2019

Vivian Maier



Hoy recordamos a Vivian Maier (1926 -2009), niñera y fotógrafa aficionada cuyo trabajo pasó inadvertido para sus coetáneos.

El reconocimiento póstumo a su obra se debe al historiador John Maloof, a quien el azar y su tenacidad le llevaron no sólo a hacerse con gran parte de la obra de Maier, sino con muchos de los carretes que aquélla jamás reveló por no alcanzarle los medios económicos.

Os dejamos con una de sus más bellas fotografías.

¡Feliz viernes! 


28 de noviembre de 2019

Las botas de trabajo de Floyd Burroughs, aparcero de algodón. Hale County, Alabama (1936)


Iniciamos el día con Walker Evans (1903-1975), uno de los fotógrafos norteamericanos que mejor supo captar –junto con Dorothea Lange– los rostros de desesperación y miseria de decenas de familias condenadas a la pobreza durante la Gran Depresión, la etapa que siguió al crack de 1929.

Entre sus más emblemáticas obras destaca Las botas de trabajo de Floyd Burroughs, aparcero de algodón. Hale County, Alabama (1936).

¡Feliz jueves! 


27 de noviembre de 2019

Jennie Camillo, 8 años, recolectora de arándanos, Permberton, New Jersey, 1910


Fuente: Wikipedia

Hoy recordamos al fotógrafo estadounidense Lewis Hine (1874-1940).

Cronista de su tiempo, Hine siempre prestó especial atención a las condiciones laborales de los más desfavorecidos, especialmente las de los niños.

Jennie Camillo, 8 años, recolectora de arándanos, Permberton, New Jersey, 1910 no sólo es una de sus más bellas obras, sino que supone todo un aguijonazo en las más adormecidas conciencias, al recordar que la explotación infantil no es, ni mucho menos, un triste recuerdo del pasado.

¡Feliz miércoles!




26 de noviembre de 2019

Vista desde la ventana de un artista (1925)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el día con el pintor danés Martinus Rørbye (1803-1848).

Considerado como uno de los principales artistas de la llamada Edad de Oro danesa, Rørbye se especializó en las escenas de género.

Entre sus obras destaca su evocadora Vista desde la ventana de un artista (1925), hoy en poder del Statens Museum for Kunst en Copenhague.

¡Feliz martes! 


25 de noviembre de 2019

Moro del Rif (1909)



Hermano del pintor Antonio Ortiz Echagüe, el polifacético José Ortiz Echagüe se desempeñó como piloto, ingeniero militar y fotógrafo.

Hoy le recordamos a través de su faceta más artística.

Moro del Rif fue tomada en 1909, durante la estancia de Ortiz Echagüe en Marruecos, donde trabajó como ingeniero militar.

La obra original se halla en el Museo Universidad de Navarra.

¡Feliz lunes! 


24 de noviembre de 2019

Los enamorados (1932)



Finalizamos la semana con el fotógrafo norteamericano Man Ray (1890-1976).

Artista polifacético, Man es hoy especialmente recordado por ser una leyenda de la llamada fotografía surrealista.

Su obra Los enamorados (1932) es, sin duda, uno de sus más representativos trabajos.

¡Feliz domingo! 


23 de noviembre de 2019

El castaño en flor (1881)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el fin de semana con el pintor francés Pierre Auguste Renoir (1841-1919).

Considerado como uno de los más importantes artistas impresionistas, Renoir se valió de una amplia variedad temática para componer su prolijo legado artístico.

Entre su trabajo destaca El castaño en flor (1881), que hoy puede contemplarse en la Alte Nationalgalerie en Berlín.

¡Feliz sábado! 


22 de noviembre de 2019

Las burbujas de jabón (1867)



Iniciamos el día con el pintor francés Édouard Manet (1840-1926).

Uno de los padres de la corriente artística del impresionismo, Manet fue un pintor controvertido que, aun hoy, despierta opiniones encontradas entre los expertos de arte.

Las burbujas de jabón (1867) es una de sus obras más recordadas y hoy puede contemplarse en el Museu Calouste Gulbenkian en Lisboa, un espacio artístico, único en contenido y continente, al que dedicáramos un post hace unos años.

¡Feliz viernes! 




21 de noviembre de 2019

Joven decadente (1899)

Fuente: Wikipedia

Hoy recordamos a uno de nuestros artistas favoritos, el gran pintor y cartelista catalán Ramón Casas i Carbó (1866 – 1932).

Si bien no tan célebre como otros artistas de su tiempo, a pesar de su excelso savoir faire en toda empresa artística de la que formara parte, Casas dejó para la posteridad un enorme legado compuesto por caricaturas, retratos y escenas de la elite social a la que pertenecía.

Su preciosa obra Joven decadente (1899), un ejemplo, entre tantos, de su enorme talento, puede contemplarse en el Museu de Montserrat.

¡Feliz jueves! 


20 de noviembre de 2019

El bosque


Portada del libro


Famosa por ser la primera mujer que vio representada una de sus obras en el emblemático Globe Theatre –construido en 1599 por la compañía teatral de William Shakespeare– y por el éxito cosechado por su novela El color de la leche, allá donde fuera publicada, la novelista y dramaturga británica Nell Leyshon dio inicio a su carrera literaria en España, país en el que residía tras haber dejado en el Reino Unido una carrera vinculada al mundo del cine y de la televisión.

Tras la buenísima acogida de su anterior novela, Leyshon ha regresado a la actualidad literaria con su último trabajo, El bosque, una historia intimista ambientada en la Varsovia ocupada por el ejército nazi durante la Segunda Guerra Mundial.

A caballo entre dos siglos, la trama desarrollada por Leyshon en El bosque se articula en torno a tres momentos muy concretos de la vida de sus principales protagonistas, Pawel, un niño imaginativo e inquieto, y su madre Zofia, una mujer con sentimientos encontrados con respecto a su maternidad y una carrera abandonada en el mundo de la música.

Así, la primera parte de la novela aborda la vida de Zofia y Pawel en la Varsovia ocupada por los nazis. En ese momento, madre e hijo conviven con el marido de Zofia y padre de Pawel y con la hermana y madre de Zofia. El auxilio prestado a un soldado británico abocará a la separación forzosa de la familia y a la huida de madre e hijo, que se refugiarán en el bosque que da título al libro; en esa segunda parte, la más importante, Zofia y Pawel vivirán una experiencia que habrá de marcarlos por el resto de sus vidas. Ya en la tercera parte, y tras muchos años a cuestas, Zofia y Pawel, ahora Sofia y Paul, se hallarán asentados de forma permanente en otro país.

Leyshon, que prima la construcción de personajes a la acción de la historia –hasta el punto de que podría resultar plúmbea a más de un lector en algún pasaje de su obra–, se vale de la atención al detalle y la microhistoria y al peso de la cotidianidad, en la que los objetos tienen una insospechada importancia, para a analizar a los protagonistas que transitan por sus páginas. Y como ya hicieran Edith Wharton o el gran Henry James, Leyshon otorga un gran valor a los silencios y a lo que se deriva entrelíneas para penetrar en la psique de sus protagonistas. Además, en su apuesta por conceder un papel predominante al pensamiento de sus personajes, Leyshon también parece haberse inspirado en la lectura de Virginia Woolf.

Con una prosa delicada e intimista, El bosque es, sin duda alguna, una lectura recomendada para los lectores de paladar más exquisito. Sin embargo, la obra de Leyshon va más allá de quedarse en un bello envoltorio en el que todo, hasta el más mínimo detalle, está medido al milímetro. Y es que la escritora británica se atreve a abordar, de hecho, un tema aún hoy tabú, como los aspectos negativos que puede conllevar la maternidad y los contradictorios sentimientos que sienten muchas mujeres ante el desempeño de ese papel.

Sería reduccionista, sin embargo, calificar El bosque como una novela centrada en la maternidad y lo que ésta puede restar a la mujer. El recorrido por sus páginas brinda también una reflexión sobre el inexorable paso del tiempo y la inmutabilidad de algunos sentimientos, constituyéndose además como una de esas rara avis literarias que consiguen penetrar con verosimilitud la psicología infantil. 

Obra, en definitiva, de recomendable lectura, El Bosque no es una novela de rápido consumo, sino que, por el contrario, hay que encontrar el momento para degustarla y saborearla como merece.


19 de noviembre de 2019

Interior con muchacha leyendo (1908)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el día con el pintor danés Peter Ilsted (1861 – 1933).

Especializado en la pintura de interiores, Ilsted gozó de un gran éxito en vida y por ello parte de sus obras se hallan en manos privadas. Sería el caso de su evocadora Interior con muchacha leyendo (1908), que solo puede apreciarse vía internet.

¡Feliz martes! 




18 de noviembre de 2019

Interior (1902)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el día con el pintor e ilustrador francés Edouard Vuillard (1868 – 1940).

Viajero intrépido, Vuillard se decantó, sin embargo, por la pintura de interiores y las escenas cotidianas.

Una muestra ilustrativa de su trabajo es Interior (1902), que en la actualidad se encuentra en el Dallas Museum of Art.

¡Feliz lunes! 




17 de noviembre de 2019

Joven en una caravana de circo (1926)




Acabamos el fin de semana con el fotógrafo alemán August Sander (1876-1964).

Sander es especialmente recordado por su gran proyecto documental Hombres del siglo XX.

Una de sus obras más bellas, no relacionada con aquel trabajo, es Joven en una caravana de circo, fotografía tomada en 1926 y hoy en poder del MoMA (The Museum of Modern Art).


¡Feliz domingo! 


16 de noviembre de 2019

Primavera




Pintora, decoradora y diseñadora, Vanessa Bell (1879-1961) fue también hermana de la gran escritora Virginia Woolf.

Hoy la recordamos con su preciosa Primavera, una obra de la que desconocemos su fecha de realización. 

El lienzo forma parte del legado que Bell dejara a sus herederos, si bien ha sido expuesto en alguna ocasión.


¡Feliz sábado! 


15 de noviembre de 2019

Los Liberty bonds




Iniciamos el día con una imagen histórica. En abril 1918, dos iconos del cine, los polifacéticos Charles Chaplin y Douglas Fairbanks, aunaron fuerzas para promover la venta de los llamados Liberty bonds, unos bonos de guerra destinados a apoyar la causa de los países aliados durante la Primera Guerra Mundial.

El escenario escogido para esa campaña fue la Bolsa de Nueva York y la autoría de la fotografía corresponde a Paul Thompson.


¡Feliz viernes! 


14 de noviembre de 2019

Eclipse (1912)


Fuente: Wikipedia

Pionero de la fotografía documental, Eugène Atget (1857-1927) ha inspirado a no pocos artistas, especialmente los adscritos a la corriente surrealista.

Eclipse, una de sus más interesantes fotografías, fue tomada en 1912 y hoy pertenece al museo fotográfico más antiguo del mundo, el George Eastman House International Museum of Photography and Film, sito en el estado de Nueva York.

¡Feliz jueves! 


13 de noviembre de 2019

Chernobyl


Carátula de la serie

En la noche del 25 al 26 de abril de 1986 estallaba el cuarto reactor de la central nuclear de Chernóbil en Ucrania, muy cerca de la frontera con Bielorrusia. El resultado de aquella catástrofe, una de las mayores de la humanidad, sino la peor, es de sobra conocido y fue uno de los desencadenantes, en opinión del propio Mijail Gorbachov, del desmoronamiento del mundo soviético.

A pesar de la magnitud de aquella tragedia, el arte, en cualquiera de sus ramas, no le ha dedicado demasiada atención, si bien existen obras magistrales como Voces de Chernóbil, escrita por la Premio Nobel en Literatura en 2015, Svetlana Alexiévich, y publicada hace tan sólo unos pocos años en España.

Por ello sorprende que, tras el final de una de las series más vistas de toda la historia, Juego de Tronos, HBO apostara por una miniserie de tan sólo cinco capítulos centrada en la explosión del reactor y en cómo se abordó la crisis en un sistema, el soviético, que se creía fuerte y sin fisuras.

Coproducida por el Reino Unido y Estados Unidos, pues HBO ha colaborado en su producción con la cadena británica Sky Television y otros canales, Chernobyl ha logrado el aplauso prácticamente unánime del público e, incluso, el de la crítica más especializada, lo que ha conducido a que fuera una de las obras más premiadas en la pasada edición de los premios Emmy


En el éxito de Chernobyl pesa muchísimo el guion del que parte, un trabajo facturado por Craig Mazin, creador, entre otros, del de Scary Movie 3 y Resacón en Las Vegas 2 –este último título parece haber sido, por cierto, una cantera de excelentes cineastas; no se olvide que tras el éxito reciente de Joker se halla su realizador Todd Phillips, quien dirigiera las tres entregas de la saga.

Narrada sin recurrir al dramatismo desaforado y melodramático, a lo que podría haber dado pie una catástrofe que se llevó por delante la vida de miles de personas, Chernobyl huye de los golpes de efecto y abraza, de principio a fin, un tono sobrio que dota a toda la narración de un gran verismo, máxime porque se ha sido fiel al máximo a los hechos acaecidos, todos sus personajes son reales, a excepción de uno –el de Emily Watson, que compila a todos aquellos científicos que lucharon porque la verdad saliera a la luz–, y porque parte, en más de un pasaje, de la aludida obra de Svetlana Alexiévich, para la cual la autora bielorrusa se entrevistó, a lo largo de los años, con numerosísimos testimonios del desastre nuclear.

Esa voluntad por retratar los hechos de una manera lo más objetiva posible se traduce en una hiperrealista ambientación de la época– desde los planos exteriores a los interiores, pasando por el diseño de vestuario y maquillaje. La serie, además, saca a relucir el hondo oscurantismo que tiñó un régimen como el soviético, en el que la manipulación de la información y las fake news eran moneda común, toda vez que la toma de decisiones se llevaba a cabo de la forma más opaca posible y siempre con la mirada puesta en occidente. En este último aspecto resulta especialmente revelador el último episodio, en el que, de forma muy documentada y fácil de comprender para el espectador no ducho en la temática, se muestra cómo la concatenación de errores que llevó a la masacre se intentó ocultar de mil y una formas, aunque ello se tradujera en un aumento considerable de víctimas humanas.

En el plano estético la serie también resulta sublime. Sus escenas del estallido del reactor y la posterior lucha por contener la radiación no sólo resultan conmovedoras, sino que, con una paleta de colores sabiamente combinada, logran lo que parece imposible, que el apocalipsis pueda resultar, con su inconmensurable y amenazadora existencia, inquietantemente bello.

Mención aparte merece un reparto excepcional y encabezado por Jared Harris, Stellan Skarsgard y Emily Watson, absolutamente creíbles en sus personajes, especialmente Harris y Skarsgard, que interpretan a dos personajes reales. Esto último no va en menoscabo, sin embargo, de la genial interpretación prestada por Watson, que aúna en su personaje a los científicos que osaron cuestionar la versión del régimen.

Por último, cabría citar el excelente broche final de la serie, en la que aparecen los personajes reales al lado de los actores que los interpretan –lo que muestra la excelente caracterización llevada a cabo– con coros rusos de fondo. Excepcional, sin más.




12 de noviembre de 2019

Isadora Duncan en el Partenón, Atenas (1921)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el día con el pintor y fotógrafo estadounidense de origen europeo Edward Steichen (1879-1973).

Muy conocido y alabado en su tiempo, Steichen experimentó con diferentes técnicas para elaborar sus bellas obras.

Entre su legado destaca Isadora Duncan en el Partenón, Atenas (1921), una fotografía dedicada a la malograda bailarina que hoy se halla en poder del Toledo Museum of Art.

¡Feliz martes! 




11 de noviembre de 2019

Palacio de Hampton Court: La cámara de la guardia de la reina (1819)


Fuente: Wikipedia

Ayer finalizábamos la semana con el pintor e ilustrador británico George Cattermole y hoy la iniciamos con su hermano, el también pintor Richard Cattermole (1795-1858).

No tan conocido como su hermano, Richard Cattermole dejó para la posteridad notables obras, como Palacio de Hampton Court: La cámara de la guardia de la reina (1819), un trabajo no sólo interesante desde el punto de vista artístico, sino también histórico.

Esta bella acuarela forma hoy parte del fondo de la prestigiosa Royal Collection.

¡Feliz lunes! 




10 de noviembre de 2019

El castillo de Warwick (1834)


Fuente: Wikipedia

Finalizamos la semana con el pintor e ilustrador británico George Cattermole (1800-1868).

Amigo de artistas y escritores, como Charles Dickens, Cattermole ilustraría numerosas obras editadas en su tiempo, incluyendo algunos títulos del afamado escritor británico.

Su grabado El castillo de Warwick pertenece a un libro considerado una joya por muchos bibliófilos, The gallery of modern British artists (1834).

¡Feliz domingo! 


9 de noviembre de 2019

Techos rojos, esquina de pueblito, invierno (1877)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el fin de semana con uno de los mayores representantes de la corriente impresionista, el pintor francés Camille Pissarro (1830-1903).

Su preciosa Techos rojos, esquina de pueblito, invierno (1877) tuvo como escenario la Côte de Saint-Denis en Pontoise y puede contemplarse en el magnífico Musée d’Orsay.

¡Feliz sábado! 



8 de noviembre de 2019

Recordando a Margaret Mitchell



Tal día como hoy, en 1900, nacía la escritora norteamericana Margaret Mitchell, autora del libro en el que se basa uno de los films más famosos de todos los tiempos, Lo que el viento se llevó.

Hoy la recordamos con una de las muchas fotografías que se tomaron durante el estreno del film en Atlanta –el 15 de diciembre de 1939– y que hoy son salvaguardadas por el Atlanta History Center.

De izquierda a derecha, Vivien Leigh, Clark Gable, Margaret Mitchell, David O. Selznick y Olivia de Havilland.

¡Feliz viernes! 


7 de noviembre de 2019

Cuadro de perspectiva (1660-1880)


Fuente: Wikipedia

Iniciamos el día con el pintor flamenco Pieter Janssens Elinga (1623 – 1682), representante del Siglo de Oro neerlandés, un importante período histórico en el que los Países Bajos se transformaron en una de las principales potencias europeas gracias al florecimiento del comercio, las artes y las ciencias.

Cuadro de perspectiva, obra facturada entre 1660 y 1880, es un buen ejemplo del savoir faire de su autor, muy interesado en las escenas de interiores y en los elementos geométricos. Hoy puede contemplarse en el Museo Bredius en La Haya. 

¡Feliz jueves! 


6 de noviembre de 2019

Visitando la frontera entre las dos Coreas

Autor: Un Mundo Cultural

País fascinante, Corea del Sur tiene en Seúl uno de sus mayores atractivos. De hecho, poco o nada tiene que envidiar esta gran megalópolis a la otra gran capital de Asia Oriental, Tokio. Y es que Seúl, rebosante de historia y contrastes, ofrece atractivos similares a los de la capital nipona y, difícilmente, con su combinación de rabiosa modernidad con tradición y naturaleza, dejará indiferente a ningún viajero occidental.

Seúl, además, se halla muy cerca de la frontera con Corea del Norte, por lo que si visitáis esta capital os recomendamos una excursión a la zona, que sólo puede realizarse, no obstante, mediante agencia, ya que el acceso a la llamada DMZ, la zona desmilitarizada –aunque, paradójicamente, sea la más militarizada del mundo–, cuenta, como es lógico, con muchísimas restricciones.

Entre las agencias que ofrecen este tour, destaca Koridoor Tours, ya que es uno de los operadores que cuentan con el itinerario más completo. Ahora bien, y debido a la gran demanda, las reservas deben realizarse con mucho tiempo de antelación. Una vez inscritos, tras haber facilitado los datos del pasaporte, la confirmación definitiva se hace esperar. En nuestro caso sólo se produjo 48 horas antes del inicio del tour.

Además de ser muy rigurosos en cuanto la documentación –no se puede acceder a la DMZ sin el pasaporte en vigor–, Koridoor también advierte a sus clientes sobre el atuendo adecuado a llevar durante el tour, lo que no es absoluto una cuestión baladí, especialmente en verano, pues está terminantemente prohibido mostrar las rodillas, los hombros y los dedos de los pies.

El punto de inicio del recorrido parte de las oficinas de Koridoor en Seúl, de donde parten los autobuses que llevan a los visitantes al que es considerado como uno de los puntos más calientes del planeta. La primera parada del autobús es la estación de tren de Dorasan, un proyecto fallido de acercamiento entre las dos Coreas. Inaugurada en 2007, la estación sólo estuvo en activo un año. Hoy se puede acceder a los andenes, previo pago de un billete con destino a Pyongyang, la capital de Corea del Norte, en el que es posible estampar los sellos de ambos países. 

Moderna y desértica. La estación de tren de Dorasan
Autor: Un Mundo Cultural

La estación está preparada para unir las capitales de las dos Coreas
Autor: Un Mundo Cultural

Un innegable deseo de unificación
Autor: Un Mundo Cultural

Billete simbólico con los sellos de ambos países
Autor: Un Mundo Cultural

La visita sigue en el Campo Bonifas, puesto militar de las Naciones Unidas al que se accede una vez comprobada la documentación por parte de oficiales del ejército estadounidense allí destacados. Tras ello, y también escoltados por oficiales norteamericanos, los visitantes pueden entrar en el JSA Visitor Center. Allí, tras firmar un documento en el que se advierte de que nadie se hace responsable de producirse algún incidente, se puede visionar un emotivo documental sobre la historia reciente de las dos Coreas.

La visita al JSA, el Área de Seguridad Conjunta, es sin ningún género de duda una de los puntos más interesantes del recorrido y en el que realmente puede sentirse la tensión entre ambos países –de hecho, está terminantemente prohibido hacer ningún tipo de gesto dirigido a las instalaciones o a los soldados norcoreanos. En ese punto del tour no sólo puede verse el Puente del No Retorno, donde se intercambiaban prisioneros durante la guerra, u observar el imponente edificio norcoreano fuertemente vigilado por soldados que controlan, fuera y dentro del recinto, los movimientos de los visitantes, sino acceder a uno de los barracones azules, erigidos sobre el suelo de ambos países. En esos barracones, lugar de reuniones, se puede pisar suelo norcoreano, pero no acceder a la puerta, fuertemente custodiada por un soldado americano, que da al lado norcoreano.

Los famosos barracones azules. Al fondo, Corea del Norte
Autor: Un Mundo Cultural

La línea divisoria entre ambas Coreas que puede contemplarse desde las ventanas de los barracones
Autor: Un Mundo Cultural

Tras una pausa para degustar la siempre deliciosa cocina coreana, la visita prosigue en el Observatorio de Dora, que permite ver, mediante prismáticos, el llamado Pueblo de la Propaganda, una villa construida con el fin de mostrar la opulencia norcoreana. El pueblo, que se halla vacío, también se construyó para competir con el que se encuentra en la zona desmilitarizada de Corea del Sur, en el que vive un reducido grupo de ciudadanos que, por sus condiciones de vida absolutamente excepcionales, cuentan con importantes ventajas concedidas por el gobierno de su país.

Vistas desde el Observatorio de Dora
Autor: Un Mundo Cultural

El tour concluye con la visita al Tercer Túnel de Infiltración, un intento fallido, por parte de Corea del Norte, para invadir su país vecino.

Las ansias de reconciliación se plasman en este documento ubicado en la zona del Tercer Túnel de Infiltración
Autor: Un Mundo Cultural

Si os gusta la historia y tenéis la oportunidad de visitar Seúl, ésta es una excursión que no deberíais perderos.




5 de noviembre de 2019

Escena callejera en Manhattan's Lower East Side (1936)


Fuente: Wikipedia

Hoy recordamos a una de las fotógrafas que mejor ha captado la Nueva York de su tiempo, la también poetisa Berenice Abbott (1898-1991).

Escena callejera en Manhattan's Lower East Side fue tomada el 6 de marzo de 1936 y hoy forma parte de la colección fotográfica Miriam and Ira D. Wallach Division of Art, Prints and Photographs, disponible en el repositorio de The New York Public Library.

¡Feliz martes! 


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...